parto40semanas

Todo lo que no te da tiempo a preguntar en la consulta…

Featured Image -- 1241


Deja un comentario

La moxibustión como técnica de ayuda para colocar el bebé adecuadamente

mactrona:

Es una técnica que se viene empleando para favorecer el cambio de posición del feto de podálica (está sentado o de nalgas) a cefálica (de cabeza).

Originalmente publicado en Matronas y tú:

La gran mayoría de las criaturas cambian de posición durante el embarazo, pero conforme se va aproximando la fecha del parto, la gran mayoría se colocan en posición cefálica. Las criaturas que mantienen una posición distinta a esta son solo menos del 5%, y la presentación de nalgas es la más frecuente de este porcentaje. Esto condiciona el parto de la gestante, y, en estas situaciones, se le recomienda practicar una cesárea.

¿Por qué las criaturas no se colocan adecuadamente?

En la gran mayoría de ocasiones, no existe motivo. Sin embargo, en otras, determinadas dismetrías pélvicas, la existencia de miomas o la inserción de la placenta pueden determinar que la colocación fetal no sea la más favorable.

Para evitarla se procura corregir dichas mal posiciones con distintas técnicas. Una de las más conocidas proviene de la medicina tradicional china y se denomina Moxibustión.

¿En qué consiste la maxibustión?

Es una…

Ver original 289 palabras más


Deja un comentario

Síndrome del músculo piriforme en el embarazo. ¿Está relacionado con la ciática?

Muchas mujeres refieren un dolor similar al de la ciática durante el embarazo.

El dolor de la ciatalgia está más localizado a nivel del centro del glúteo, es una sensación parecida a un mordisco, y que además produce en muchos casos un cojera moderada.

En cambio el síndrome del piriforme es un dolor localizado en la región lumbar, nalgas, cadera, parte posterior del muslo (en raras ocasiones alcanza la pierna y el pie) y aparece también durante la defecación, en el recto.

Los síntomas se agravan con la sedestación (estar sentada), por una combinación prolongada de flexión, aducción (cruzar las piernas estando sentada) y rotación interna de cadera y por la actividad.

El origen del síndrome del piriforme está relacionado con:

  • El dolor miofascial referido por los puntos gatillo del piriforme.
  • El atrapamiento nervioso y vascular realizado por el músculo piriforme en el agujero ciático mayor.
  • La mala función de la articulación sacroiliaca ( la que une el sacro con la cadera).

Existen distintos ejercicios que podemos realizar para rehabilitar este músculo. Tenemos que tener en cuenta que a partir de las 30 semanas no deberías permanecer mucho tiempo tumbada boca arriba (síndrome supino hipotensivo).

Puedes acudir a fisioterapeuta para su tratamiento, en pocas sesiones mejorarás.

Os dejo un link para visualizar los ejercicios.


Vacuna de la tos ferina en gestantes. ¿Qué se recomienda?

Photo Credit: Daniel Paquet via Compfight cc

Photo Credit: Daniel Paquet via Compfight cc

Hablar de vacunas y embarazo es una relación que no agrada a ninguna embarazada. Hay muy pocas vacunas que durante la gestación se recomienden, en concreto son 3:

– La vacuna de la gripe estacional.

– La vacuna del tétanos.

– La vacuna de la tos ferina.

Casualmente, las dos últimas están combinadas en una sola (Difteria, Tétanos y Tos ferina)

¿Qué está sucediendo con esta infección?

La Bordetella Pertussis o Paratussis es la bacteria que produce la infección de las vías respiratorias superiores conocida como Tos ferina. El programa de vacunación fue introducido en 1965 y a partir del mismo se observó un descenso de la mortalidad infantil. En España es una Enfermedad de Declaración Obligatoria (EDO) desde 1982. La Tos ferina puede causar complicaciones graves e incluso muertes en lactantes y menores de 1 año debido a su falta de vacunación o a que no han recibido la pauta completa   (dosis a los 2, 4 y 6 meses). Se sabe que la inmunidad adquirida desciende con los años, bien tras la infección natural o bien por la vacuna, y aunque la efectividad de la vacuna se estima entre 60-99% está limitada en el tiempo, reduciéndose al 50% entre los 6-12 años siguientes.

Según el año 2010 y para 28 países de la Europa, que incluyen un total de 15.749 casos registrados, la incidencia global (número de casos nuevos en 1 año) de la tos ferina fue de 3,7 casos por 100.000 habitantes. Esta reemergencia de la Tos ferina se viene observando con la aparición de brotes importantes cada 2 a 5 años, lo que refuerza la idea que la bacteria se mantiene en la comunidad y es endémica a nivel mundial incluso en poblaciones con al tasa de vacunación.

En España, según los datos de la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica (RENAVE) la tasa de incidencia desde 1982 a 2007 descendió de 105 a 1,5 casos por 100.000 habitantes. Se observa como la infección se comporta de forma cíclica cada 3-4 años a pesar de la alta cobertura vacunal y el descenso fue más acusado cuando a partir de 1998 se incluyó la quinta dosis frente a la tos ferina con una cobertura de primo-vacunación cercana al 97%.

En España, al igual que en el resto de países de la Eurozona, la enfermedad afecta en mayor medida al grupo de los menores de 1 año, y dentro de ellos a los menos de 3 meses siendo estos los que desarrollan una mayor morbi-mortalidad al estar desprotegidos frente a la enfermedad.

¿Qué finalidad tiene vacunar a la mujer embarazada?

Es la de proporcionar protección tanto a la mujer como al recién nacido en sus primeras semanas de vida.

Esta decisión se tomó en 2012 tras haber constatado un aumento en la notificación de casos hospitalizados y más de 10 muertes por tos ferina a lo largo de ese año, todas ellas en niños menores de 3 meses de vida.

Teniendo en cuenta que las formas graves de la enfermedad y las defunciones se producen mayoritariamente en niños menores de 1 año, sobre todo en los menores de 2-3 meses, y que el objetivo en salud pública del programa de vacunación de tos ferina debe de ser básicamente la protección de estos lactantes, a continuación se presenta una revisión de las diferentes estrategias de vacunación (vacunación de adolescentes y adultos, estrategia cocooning o del nido, vacunación a sanitarios, vacunación de embarazadas en el último trimestre de gestación) que se han implantado en diversos países de nuestro entorno.

¿Cuándo debo vacunarme?

Entre las 27 y 36 semanas de gestación completas. El momento óptimo sería entre 28 y 32-34 semanas.

¿Es peligrosa la vacuna para mi bebé?

Evidentemente, no. Son vacunas sin células que no causarán daño en tu bebé. Se han descrito reacciones a las vacuna como: dolor en el punto de inyección, molestias en las articulaciones, fatiga, etc, que en 48-72 h han cedido.

 

Como conclusión:

1.- Se recomienda la vacunación a todas las embarazadas entre 28-36 semanas.

2.- Se protege el recién nacido hasta los 2 meses de vida, que es cuando le pondrán su primera dosis de esta vacuna.

3.- Es segura tanto para la madre como para el feto.

 


¿Qué es el oligoamnios y qué puedo hacer para mejorarlo?

Photo Credit: Omar Eduardo via Compfight cc

Photo Credit: Omar Eduardo via Compfight cc

El oligoamnios u oligohidramnios, consiste en la disminución del líquido amniótico (LA) por debajo de lo que es “normal” para la edad gestacional. Existencia de < 500 ml de líquido amniótico a término (37-42 semanas).

La dificultad de concretar clínicamente el oligohidramnios en la práctica, pues no existe ninguna sintomatología de presunción, hace que el diagnóstico se realice mediante ecografía.

A diferencia del hidramnios (tener un exceso de LA), no existe posibilidad de resolución espontánea en caso de oligoamnios.

La frecuencia es menor al 5% de las gestaciones, excepto en las gestaciones postérmino (>42 semanas) en las que se convierte en un frecuente.

Causas

1)  La más frecuente de las causas es la gestación postérmino.

2)  Tratamientos farmacológicos: Tratamiento con antinflamatorios e hipotensores.

3) Rotura de las membranas solapada (no diagnosticada hasta ese momento).

4) Malformaciones urológicas (agenesia renal bilateral, obstrucción vías urinarias): Producen graves oligoamnios, que son ya patentes en edades gestacionales tan precoces como la semana 16 de la gestación, cuando la orina fetal se convierte en la principal contribución al líquido amniótico y mantenidos en el tiempo (oligoamnios crónicos). A su vez, entrañan graves consecuencias fetales (deformidades posturales, pulmones no desarrollados)

5) Insuficiencia placentaria, sea cual sea la edad gestacional. La hipoxia fetal crónica por insuficiencia placentaria (sobre todo en caso de retraso del crecimiento fetal o preeclampsia (tensión arterial alta en el embarazo).

6) Causas maternas: Deshidratación, síndromes vasculo-renales, tabaquismo, hipotiroidismo.

7) Idiopático: se desconoce su causa.

¿Qué complicaciones puede ocasionar?

Si el feto no es un malformado, las principales complicaciones son:

-Insuficiencia placentaria
-Hipoxia (falta de oxigenación) en el feto por compresión del cordón.

¿Cómo se diagnostica?

Se realiza mediante ecografía.

Se divide el abdomen materno en 4 cuadrantes imaginarios, un línea horizontal que cruza con una vertical a nivel del ombligo materno. Se miden las lagunas de líquido que quedan en esos 4 cuadrantes y se suman. Esto se conoce como Índice de líquido amniótico (ILA).

Se deben observar estos 3 aspectos:

1-Diámetro de la laguna máxima < 2 cm (siendo grave si es < 1 cm), o un ILA < 8 cm.

El feto sano a término tolera bien una disminución leve del ILA (5-8 cm), pero no así oligoamnios marcados (ILA < 5 cm)

2-Detección de malformaciones renales.

3-Detección de insuficiencia placentaria mediante la cardiotocografía (monitor fetal), estudio vascular fetal con Doppler.

¿Cuál es el tratamiento?

La conducta clínica consiste en su diagnóstico ecográfico e investigación de la posible causa.

1-Hay que realizar una valoración ecográfica de la anatomía y crecimiento fetal y estudio con Doppler para diagnosticar una insuficiencia placentaria.

2-En gestación postérmino(>42 semanas) e insuficiencia placentaria, se aconseja terminar la gestación.

3-En el caso de rotura de membranas, tratar como se indica en el apartado del tema correspondiente.

4-En las formas yatrógenas eliminar la medicación.
5-En las malformaciones dependerá del tipo y de la severidad.

El pronóstico del oligoamnios será:

Para el feto: aumento de complicaciones perinatales y mortalidad intrauterina.

Para la madre: mayor frecuencia de parto instrumentado y frecuentes patologías asociadas.

 

 


¿Puedo utilizar bolas chinas durante el embarazo?

El suelo pélvico es una hamaca de músculos que sujetan a la vejiga, útero y recto. Existen distintos factores por los que el suelo pélvico puede quedar debilitado y uno de los más importantes es el EMBARAZO.

El daño sobre el suelo pélvico (SP) puede asociarse al número de embarazos, a la ganancia de peso en la gestación, al peso del bebé y a cómo termine el parto (instrumentado o no).

No es cierto que la cesárea evite la lesión del SP, y queda demostrado por diferentes estudios, dónde mujeres con cesáreas tienen el mismo deterioro que las que paren por vía vaginal.

En cambio, los partos instrumentados (ventosa, forceps o espátulas) se han relacionado más con patologías del SP en comparación con el parto vaginal normal.

¿Cómo podemos evitar una lesión?

Existen distintos factores a tener en cuenta:

1) Los controlables por ti: Control del peso (depende de tu IMC pregestacional– ver entrada), ejercicios de suelo pélvico y el número de embarazos.

2) Los externo a ti: El peso del recién nacido, evitar un desgarro de grado III-IV (puede evitarlo-ver enlace) y la instrumentación del parto.

¿Cómo se hacen los ejercicios de suelo pélvico?

Se trata de realizar contracciones repetidas del periné, similar a cuando tienes ganas de orinar y necesitas aguantarte. Debes notar como se contrae la vagina y el recto. Debes hacer 10 repeticiones lentas 5 veces al día.

Habrás oído muchas veces que al sentarte en el WC cortes el chorro de la orina. Esto a demás de no ser recomendable, puede lesionarte el esfínter. Solo se debe recurrir a esta maniobra si no consigues saber qué músculos debes contraer.

¿Qué ventajas puedo conseguir?

Evitarás la incontinencia urinaria de esfuerzo (al toser, reír), mejorarás en lubricación vaginal, las relaciones sexuales serán más placenteras y evitarás que cuando tengas la menopausia se te desprenda la vejiga-útero -recto.

Vale me has convencido, ¿Cómo lo hago?

Como se que me vas a decir que los ejercicios sí que los harás y a la semana dirás que se te olvidan y son un rollo, te voy a recomendar que compres un pack de Bolas chinas Lelo.

¿Cómo funcionan?

Sí alguna vez has usado tampax en la regla y lo has puesto mal, sabes perfectamente que te molesta. Eso es porque el tercio inicial de la entrada de la vagina tiene sensibilidad, pero el final no lo tiene. Si lubricas la bola y la introduces hasta el fondo de la vagina no la notarás, pero como pesa irá cayendo hasta que sí la notes.

Al notar la bola (empieza siempre con 1, no con 2), apretarás los músculos que te decía antes para que no se te caiga a las bragas. Sí se caen debes volver a introducirlas y volver a empezar.

Debes ser capaz de llevarlas 2 horas todos los días y al menos durante 1 mes.

¿Y estando embarazada puedo utilizarlas?

Sí. Debes evitarlas a partir de las 34 semanas, durante el resto del embarazo sin problemas. Evidentemente si tienes una amenaza de parto prematuro, sangrado no identificado o una placenta previa deberías abstenerte.

¿Y tras el parto?

Cuando dejes de sangrar, o a partir de los 40 días postparto ya puedes volver a la carga.

Os adjunto es vídeo donde podréis ver las bolas y un pequeña explicación.

 

 

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 482 seguidores